La evolución tecnológica es pauta para el desarrollo educativo.- Las necesidades educativas tanto para alumnos como para profesores han cambiado

Por: MBA Felipe Rosales

Especialista en nuevas tecnologías de impresión 3D

Director General de MakerBot LATAM

Linkedin: Felipe Rosales

 

Me resulta interesante que uno no tenga un celular de hace 5 años o un coche de hace 10. Porqué entonces nos ceñimos a un método que no ha cambiado mucho en los últimos 100 años. La primera revolución industrial fue la que permitió que el canon de universidades y escuelas proliferara en un afán por homogeneizar a la futura fuerza laboral y de esta manera pudieran ser más eficientes en la línea de producción. Con el paso del tiempo esto ha sido más evidente, pues las escuelas premian la norma, por encima de la individualidad. La creatividad y las formas originales de pensamiento no tienen cabida dentro de las escuelas, al menos no dentro del ámbito tradicional ¿Cuántos no tenemos una historia en la que llegaste al resultado final, siguiendo otra fórmula u otra forma de pensar y te la calificaron mal? ¿Por qué a algunos profesores les aterra la individualidad? Y esto queda más que de manifiesto cuando lidian con Tecnología Disruptiva, pues las nuevas generaciones están más acostumbradas a tener contacto con nuevas tecnologías. Las necesidades de los profesores, como de los alumnos han mutado significativamente, pues pretendemos que todo es céteris páribus; sin embargo, no podemos obviar que todo el mundo avanzó…salvo el salón de clases.

 

Si bien la integración de la filosofía STEAM dentro del aula es una realidad en algunas escuelas del primer mundo, que desde la posguerra vieron el valor de integrar programas de ciencia y tecnología en sus planes de estudio, lo cierto es que en América Latina la idiosincrasia no permite que los planes de estudio se modifiquen demasiado, haciendo muy difícil la integración de STEAM dentro de estos. El gran paradigma a vencer es nuestra idiosincrasia (why fix it, if it's not broken); siendo que el sistema educativo sí está roto, tiene muchas falencias, pero tenemos una gran ceguera de taller o un envanecimiento muy grande.

El primer paso para que América Latina avance en cuanto a sus planes educativos es tener voluntad para efectuar cambios planeados con base en ayuda de expertos. Hacer un levantamiento de requerimientos para saber cual es el “As Is” y cual será el “To Be”, cuales van a ser las materias que se van a cambiar o que se van a añadir a los planes de estudio, todo siguiendo una metodología probada y con ayuda de pedagogos especializados; para después capacitar a administrativos y profesores en estas nuevas materias. Una vez que se haya logrado lo anterior, debe ser lo suficientemente atractiva para que se enseñe de tal manera que los alumnos aprendan a pensar… por eso precisamente no es tan fácil que estos cambios estructurales, se lleven a cabo.

 

Finalizo esta columna con la siguiente cita que es de Richard Feynman y refleja tal cual las ventajas y desafíos: “La educación no se trata de la capacidad de recordar y repetir, en la cual la gente estudia para aprobar exámenes y enseñan a otros a aprobarlos, pero nadie sabe nada. Es la capacidad de aprender de la experiencia, pensar, resolver problemas y utilizar nuestro conocimiento para adaptarnos a nuevas situaciones”.

Artículos Similares
  1. La influencia de nuevas tecnologías en la educación La influencia de nuevas tecnologías en la educación
  2. Lo que la tecnología ha aportado a la educación durante la pandemia Lo que la tecnología ha aportado a la educación durante la pandemia